LARGA VIDA AL CAOS

LARGA VIDA AL CAOS

Introducción

Somos la negación de la civilización y toda idea humanista, no legitimamos nada más que nuestro deseo irreductible de ver arder sus ciudades y con ellas al humano moralmente correcto, celebramos a la tormenta que de forma indiscriminada acumula su ira para devastar al cemento, que por años se ha ido robando bosques sólo para le expansión de jaulas inmensas llenas de celdas para esclavos del confort.

Esta publicación no busca ser afín a nadie , no busca convencer a nadie de nada, se hace como acto egoísta de propagación de ese mensaje caótico de muerte y destrucción, no somos anarquistas, ni socialistas, ni filántropos, somos terroristas, criminales, pesimistas cuyo odio se ve reflejado de manera multiforme desde la creación de letras y artefactos incendiarios, hasta puñales clavados de forma aleatoria en el cuello de cualquier ciudadano “respetuoso y bueno” junto con los dueños de las compañías que arrasan la tierra, reconocemos que incluso nosotros somos cómplices de este modelo económico político y social que destruye y explota lo único que debe ser respetado, que es lo salvaje.

No hay puntos medios o se está en la danza iconoclasta del fuego o se está del lado de los humanos que niegan su carácter pasajero en el universo, nosotros escogimos nuestro lado y en esta guerra seguramente moriremos, pero sepan que es preferible vivir unos años bajo la satisfacción de nuestros deseos animales a pasar toda la vida negándolos.